Archivo de la etiqueta: plenitud

Un año para cooperar y florecer

Según el calendario maya -el más exacto del mundo-, el día 26 de julio  comenzamos un nuevo año, el año de la Semilla de Cristal Amarilla. Este ciclo se completará el 25 de julio de 2018.

Esta información nos puede resultar muy útil, para poder fluir con consciencia y en armonía con las energías que este año nos brinda.

El tono Cristal universaliza la cooperación. La cooperación aparece cuando expandes la percepción, abres el corazón y estás dispuesto a consagrarte en obtener el beneficio de todos. Es imposible que se realice si estas rígido y si quieres controlar el resultado. Coopera con todas las situaciones de la vida, quedándote abierto y fluido. Expándete a ti mismo. Integra las experiencias de la vida y los nuevos horizontes con fluidez.

La Semilla Amarilla indica que debes ahora plantar la semilla de alguna intención, proyecto o sueño. La energía de la semilla te pide que resuelvas los problemas de receptividad, pues las semillas germinan mejor en un campo de entrega, que responde. ¿Qué puedes hacer para crear esa receptividad que ayude a la germinación de tus ideas-semilla?

Recuerda que toda semilla se auto-germina, y que el cumplimiento de cualquier sueño comienza con un sencillo pensamiento. No te vayas a perder el proceso entero de la manifestación, comienza sólo con sembrar lo que tu corazón desea. Siente que es posible que este sueño-semilla emerja de la tierra.

Tu vida es la tierra receptiva. Planta una semilla en esa tierra fértil. Comienza. El resultado florecerá en forma natural dentro de la predisposición tuya de empezar.

Todas las semillas contienen el poder holográfico para realizarse a sí mismas. La semilla representa el poder que dirige los procesos vitales de un organismo hacia la plenitud. Sigue en este viaje de manifestación, acatando los sueños y tus más profundos sentimientos.

En la sombra de la Semilla, tal vez quieras quedarte latente, buscando estar protegido y ser invulnerable.

De forma inconsciente, estás limitándote, albergando la idea de quedarte a salvo y tener seguridad dentro de tu caparazón. Disponte a romper con esa coraza formada por auto-conceptos y estructuras de vida que te tienen atado. Libérate de viejas estructuras y creencias que antes te daban seguridad, y adelántate a nuevas posibilidades.

Más allá de los confines de la seguridad y los esquemas de rutina en tu vida diaria, yacen posibilidades desconocidas que te llaman. Contempla cómo puedes estar limitando tu crecimiento natural.

No esperes las condiciones perfectas para plantar tu semilla, ahora es la temporada, cultiva tus semillas. Tú eres la tierra receptiva, tus deseos atraerán en forma natural el apoyo que necesitas. Todos tus sueños y deseos yacen dentro de ti esperando ser despiertos. La respuesta yace dentro de ti, no fuera.

Recuerda que la semilla contiene el holograma completo del todo, y que dentro del proceso de crecimiento se hallan las respuestas y los vislumbres disponibles. Siembra tus intenciones, se activarán, te guiarán y se manifestarán los misterios dentro de ti.

©2017- Enriqueta Olivari. Se pueden reproducir los contenidos, pero citando a la autora y al sitio: http://www.sanatualma.com

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El niño interior mágico

Así como todos llevamos dentro a un niño herido, también contamos con un niño interior mágico.
Él representa esa parte nuestra que puede reír, jugar, cantar y bailar, hacer muecas frente al espejo y disfrutar intensamente de los momentos simples y mágicos de la vida.

El niño interior mágico se siente amado, seguro, a salvo. Se permite ser espontáneo, y se ama y acepta a sí mismo sin condiciones.

Este video es un claro ejemplo de lo sano y feliz que puede ser un niño, y es también una invitación a que permitamos que nuestro niño interno se exprese libremente, para que la vida se llene de magia y alegría.

El regreso de lo femenino

Durante los últimos siglos, ha prevalecido en el mundo la energía del ego masculino: dominación, poder, abusos, guerras y conflictos.
Sin embargo, esta nueva era que ya comenzamos nos incita a que predomine la energía del femenino divino: Amor, generosidad, armonía y Unión.

Cada uno de nosotros lleva dentro una parte masculina y femenina, que pueden ser expresadas desde el ego, y así ser distorsionadas, o manifestarse en su aspecto más elevado, es decir, desde el alma.
El reto para todos en estos tiempos que vivimos es manifestar de un modo consciente las cualidades espirituales de lo femenino, aún siendo un hombre.
Desde luego esto no tiene nada que ver con el feminismo, ni nada parecido…
Se trata de desarrollar la sensibilidad, la ternura, la compasión, la generosidad y un sentido de Unión con todo ser vivo.

Para esta tarea es imprescindible Amarse a uno mismo en todos los aspectos, haciéndonos conscientes y aceptando incluso nuestros lados más sombríos. Pues sólo el Amor incondicional puede realizar la alquimia de transformar las sombras en Luz.
El siguiente paso es unir y equilibrar ambas polaridades dentro de uno mismo. Buscar la armonía entre el hacer y el ser, entre dar y recibir, entre pensar y sentir…

Sólo así, danzando entre estas polaridades con armonía y equilibrio, es que podemos realmente sentir la plenitud de estar vivos.

© 2012 – “El blog de Enriqueta Olivari”. Se pueden reproducir los contenidos, pero citando a la autora y el sitio: http://www.sanatualma.com